Antes de rentar o comprar, analice a profundidad el inmueble.

Tener claras las condiciones de una vivienda le evitará futuras sorpresas.

Para los mexicanos hay varias condiciones que se consideran como fundamentales al evaluar una vivienda. Según la última edición de la Encuesta de Satisfacción Residencial de Sociedad Hipotecaria Federal, los elementos que más se priorizan son la localización, condiciones del conjunto habitacional, urbanización y servicios, entre otros. Sin embargo, no son los únicos.
“Mudarse por primera vez puede ser una tarea muy intimidante. Ya sea que se esté cambiando a una casa o un departamento en renta, o bien, al hogar del cual se convertirá en dueño, hay muchas cosas en juego y mucha información nueva que considerar”, comenta al respecto la plataforma Vivanuncios.
En un comunicado, refiere que durante el proceso de visitar propiedades lo mejor es tener cierto orden, ya que evaluar inmuebles no solamente implica observarlos, sino también analizar detalles que no siempre están a la vista.
“La emoción que le invadirá durante estas visitas es instantánea y puede nublar su juicio, de modo que lo más recomendable es tener un checklist para hacer las preguntas y las revisiones pertinentes”, agrega.
En este sentido, en el interior del inmueble deben revisarse las habitaciones, baños y cocina, pero también otros elementos que con poca frecuencia evaluamos, como ventanas, servicio de agua y eléctrico. Asimismo, al exterior habrá que valorar rubros como la seguridad, estacionamiento, cercanía a escuelas, hospitales y supermercados, etcétera.

“Es muy importante que se cerciore de que realmente es lo que busca, por dentro y por fuera”, concluye la plataforma.

Fuente: El Economista/Redacción/09 de Septiembre 2018.